Futami

Las recomendaciones son casi siempre un acierto, y más aún si hablamos de restaurantes japoneses. Nos dirigimos a una de nuestras calles preferidas de Barcelona a disfrutar de una fusión entre lo tradicional y lo mediterráneo. A nosotros nos gustó y mucho, ¿Conseguiremos el mismo efecto con vosotros? Esperemos que sí!

Restaurante: Futami
Dirección: C/Enric Granados, 10 | Eixample | Barcelona
Cocina: Japonesa
Ver mapa

Horario: Martes a Sábado de 13:00-16:00 y de 20:00-23:00 | Lunes y Domingo cerrado
Tlf: 93 515 03 12
Reserva:

Calificación
Comida: Muy buena
Calidad | Precio: Muy buena
Servicio: Excelente
Ambiente: Muy bueno
Coste: €€

COMIDA
Navegando por Instagram, descubrimos este restaurante japonés, totalmente desconocido por nosotros, y muy bien recomendado. A parte de ofrecer carta, disponen de las recomendaciones del día (elegidas por el chef), un menú de cata de 15€, menú del chef de 25€ y de un menú de mediodía (precio según plato principal a elegir).
Quisimos alejarnos un poco del sushi, pero tampoco tanto, y probar otras delicias que aún no habíamos introducido en el blog. No queremos pecar de convencionales, y es por eso que nos dejamos guiar por nuestro sexto sentido y las recomendaciones del chef. Vamos que nos vamos…

Empezamos con un básico, Yakisoba de verduras y pollo. Nosotros lo consideramos como plato que abre el telón, para empezar a llenar el estómago aunque, a veces, se trate de un principal. Un plato muy agradecido y que difícilmente te decepcionará. Los noodles en su punto justo y, en este caso, el atún seco y el jengibre que le aportaron un toque más sabroso.

IMG_4856r

Yakisoba de verduras y pollo

Y aquí vienen las pequeñas pinceladas de sushi, el Uramaki spicy tuna (maki de atún, pepino y salsa picante). Nos encantó el picante del maki contrarrestado con el sabor y la frescura del pepino y el atún. El segundo fue el que más nos gustó, Uramaki toro (maki de tortilla japonesa con pepino y ventresca de atún flambeado), una recomendación que no quisimos dejar escapar. No lo tienen en carta, aunque quizás lo encontréis en las recomendaciones del día. Y el último de la noche… nuestro querido Unagui (nigiri de anguila con salsa unagui). Este es el nigiri que siempre pedimos en los restaurantes japoneses. Será la anguila, será la salsa… la cuestión es que nos vuelve locos y se nota.

IMG_4865r

Spicy tuna

IMG_4866r

Uramaki toro

IMG_4872r

Unagui

Pasamos a dos buenísimos tartares, uno de toro (ventresca de atún con alga hijiki, yema de huevo, cebolla seca e hilos de cayena) y otro de vieira con ikura (vieira con huevas de salmón y capellán). El primer tartar fue el más rico de los dos por su exquisita combinación entre la cremosidad de la yema de huevo y la suave textura de la ventresca de atún. Además, la cebolla seca y las finas tiras de alga le daban un sabor potente que nos acabó de conquistar el paladar.
El segundo tartar era muy fresco y notabas como las huevas explotaban en boca. Las huevas de capellán que utilizan son de color verde ya que han sido maceradas con wasabi. Nos encontramos con dos tartares totalmente diferentes en cuanto a texturas y sabores, uno más cremoso y otro con mucha explosión a mar.

IMG_4853r

Tartar de toro

IMG_4883r

Tartar de vieira con ikura

El siguiente plato fue otra recomendación del chef, Chupito de ostra con ikura (ostra y su jugo, salsa ponzu, huevas de salmón, huevas de capellán y ralladura de lima). Esta copa es pura frescura y sabor a mar. Lleva dos tipos de huevas de capellán, unas maceradas y otras no. Tiene un cierto parecido al tartar de vieira en cuanto a la explosión de las huevas, pero no tiene nada que ver con el sabor de este. Os podemos asegurar de que esta ostra es fresca no, fresquísima! Recién abierta por nuestro chef Aitor y delante de nuestros ojos. Tremendo!

IMG_4881r

Chupito de ostra con ikura

No nos pudimos resistir al Maccha tiramisú que ofrecen en la carta. Posiblemente, el mejor tiramisú de maccha que hemos probado hasta el momento. Hablando con Aitor, nos comentó que la cocinera que había elaborado esta delicia, había sido pastelera… Como se nota lo artesanal y bien hecho. Sin duda un postre de 10!

IMG_4886r

Maccha tiramisú

CALIDAD | PRECIO
Un yakisoba, diez piezas de sushi, dos tartares, el chupito de ostra, postre y dos aguas, hicieron un total de 51,00€. Los yakisoba tiene un precio de 8,50€, razonable por la cantidad y la calidad del plato. Los uramakis tienen un precio entre 4 – 4,50€, aunque el uramaki (fuera de carta) tiene un precio de 6€. El tartar de toro fue el más caro, con un precio de 8,50€ y que volveríamos a pagar. Por úlrimo, el tiramisú de maccha con un precio de 4€ y que, en comparación con los postres que hemos probado en otros sitios, no nos parece para nada caro porque realmente lo vale.
En definitiva, la relación calidad|precio nos parece muy buena ya que estamos hablando de un producto fresco y tratado al momento a un precio bastante asequible.

SERVICIO
Nos sentamos en la barra, como de costumbre, delante del sushi man y el Itamae (traducción literaria “delante de la tabla”, es decir, el jefe de cocina). La camarera nos tomó nota y, a partir de ahí, empezó el espectáculo detrás de la barra. A mitad de la cena, entablamos conversación con el chef Aitor que era quién nos preparaba la mayoría, por no decir todos, los platos. Un profesional de los pies a la cabeza, con ganas de agradar al cliente mediante sus elaboraciones. Con cada plato que nos sirvió añadía una breve explicación de los ingredientes. Quedamos muy satisfechos con su trabajo y el del servicio en general.

AMBIENTE
En pleno centro de Barcelona, en una de las calles que más visitamos cuando queremos hacer un café, o simplemente ir a pasear, se encuentra este pequeño y acogedor restaurante nipón. Diseñado por Yoshihide Kobanawa y Kaoru Fujii del estudio de arquitectura japonés Kobfuji Architects.

Desde el exterior, a través de la fachada de cristal, podemos ver todo el interior del local ya que no se trata de un restaurante de grandes dimensiones, aunque tampoco lo necesita. En general, el espacio se divide en dos zonas perfectamente delimitadas, una zona de barra justo en la entrada y, bajando un par de escalones, la zona de mesas. El servicio y la cocina se encuentran al fondo del local.

Nos encanta que utilicen la madera como material principal, y en Futami está presente desde que entras por la puerta. La barra destaca por el color y la sensación de calidez que desprende. Nosotros no dudamos en sentarnos delante del Itamae, siempre es un placer verlos actuar. Justo enfrente de la barra nos encontramos con una pared muy interesante que, buscando información, descubrimos que se trata de un paisaje de bambú. El diseño del local coge como referente las olas del mar interior de Seto, de donde provienen los dueños, y el Mediterráneo.

interior

Pura armonía y sencillez.
Have a very tasty experience.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: